FACUA-Consumidores en Acción lamenta lo ocurrido en la última jornada del festival O Marisquiño, celebrado el pasado fin de semana en Vigo, donde el desplome del muelle del puerto ha dejado 428 heridos, seis de ellos aún hospitalizados. La asociación exige que se depuren responsabilidades ante este suceso y critica que tanto Ayuntamiento como Autoridad Portuaria se dediquen simplemente a culpabilizarse la una a la otra.

Cerca de 3.000 asistentes se encontraban la noche del domingo 12 de agosto en la actuación del grupo de hip hop Rels B, que se celebraba en el muelle del paseo As Avenidas, como cierre de la 18 edición de este festival gallego. La estructura cedió y dejó un agujero de 400 metros cuadrados, por donde los espectadores cayeron al agua.

FACUA considera incomprensibles las declaraciones publicadas en el diario El País del presidente de la Autoridad Portuaria, Enrique López, acerca de que estas instalaciones no estén sometidas a revisiones salvo “si se detectan problemas”. La asociación lamenta que tengan que pasar incidentes tan graves como éste, eludible con un adecuado estudio de la situación de las estructuras de forma periódica.

Por su parte, el alcalde de Vigo, Abel Caballero, elude su responsabilidad en el asunto al señalar, en declaraciones en el citado medio, que el muelle “es una concesión del Puerto al Club Náutico de Vigo”, añadiendo que “cómo va a hacer el Ayuntamiento el mantenimiento de una zona portuaria”.

La asociación considera inaceptable que tras cuatro días desde el derrumbe aún no se hayan depurado responsabilidades para que las víctimas puedan hacer sus reclamaciones, ya sea ante el Ayuntamiento, la Autoridad Portuaria, la promotora o las aseguradoras del citado evento. FACUA recuerda a los afectados que pueden reclamar compensaciones por los daños ocasionados en el desplome, cuantías que dependerán de la gravedad de los perjuicios que haya sufrido cada usuario.

Para FACUA, esta situación podría haberse evitado si se hubieran llevado a cabo los controles periódicos oportunos. No se puede olvidar que se trata de una estructura construida junto al mar, sometida al continuo desgaste que produce el entorno marino, por lo que se hace necesaria la revisión cada poco tiempo de las instalaciones para comprobar que se encuentran en un estado óptimo para su uso.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × 4 =