Desde la Era Rubalcaba, al PSOE se podría decir que le crecen los enanos. Cada oportunidad que ha tenido para recuperar la confianza del electorado y el fervor de sus militantes ha servido para espantarlos a todos. A falta de censo que pueda servir para hablar de manera cuantitativa –los rumores hablan de pérdida de militantes que ronda los 60.000 desde 2012– llega el momento de hablar en términos cualitativos.

¿Cuenta el Partido Socialista Obrero Español con perfiles capaces de reanimarle? Las caras más jóvenes parecen no convencer, es más, algunos como Eduardo Madina han destrozado con su última actuación la esperanza que pudiera generar en aquellos que esperaban del vasco una reaparición, un resurgimiento de las cenizas. Le enoja mucho que le identifiquen como “un golpista” pues está convencido de que la abstención y todo lo sucedido para llegar a ella responde a la responsabilidad que solamente un partido con responsabilidad de Estado puede asumir. Pero eso a sus seguidores no ha terminado de convencerles.

dejarán pasar “el tiempo necesario” para que Sánchez caiga en el olvido

Sin embargo, Pedro Sánchez, el gran mártir, pasó de ser la estrella vitoreada por parte de la militancia para terminar pisoteado por sus propios compañeros de las élites. Lo que trajo consigo un efecto rebote, generando más simpatías que las que tenía antes de su muerte (política). Aún parece perdurar ese halo de víctima generadora de cariños, aunque ya es clara la estrategia de la actual dirección: dejarán pasar “el tiempo necesario” para que Sánchez caiga en el olvido y Susana Díaz tenga espacio de limpiarse las manchas de las salpicaduras.

 

Uso de medios públicos

Esta semana comenzó, de hecho, el tour televisivo de Díaz: desde el programa de Ana Rosa saltó al de Antonio Ferreras. Y para que nadie se lo perdiera, a pesar de ser entrevistas centradas en su mayoría en la situación interna del PSOE, fueron anunciadas por la cuenta oficial en redes sociales de la Junta de Andalucía. No pocas críticas han sido las recibidas por el uso de los medios públicos para lo que a todas luces ha sido el pistoletazo de salida (a cara vista) de la carrera por la Secretaría General de la andaluza.

Sin embargo, en estos momentos, Díaz no está en su mejor momento en lo que a popularidad se refiere. Terminar cada frase con una sonrisa y decir con los dientes apretados que ella jamás hablaría mal de un Secretario General no son armas que sirvan para hacer olvidar el destrozo que se le imputa desde las filas socialistas.

 

Borrell y Patxi López

La única esperanza socialista la encarna ahora mismo, según gran parte de la militancia y, sobre todo de los votantes (que es lo que importa a fin de cuentas) el catalán –que no catalanista– Josep Borrell. El que fuera decapitado tras ganar unas primarias reaparece ahora con un discurso crítico contundente, argumentos plagados de datos incontestables y una soltura que solamente alguien con su experiencia puede exhibir. Y eso parece molestarle a la andaluza y a todos los que temen que el PSOE pueda oler a izquierda lo más mínimo.

Quizás por ello se haya apresurado la Presidenta de Andalucía a tratar de desautorizarle desde el primer momento en su turné por los platós.

Patxi no tiene enemigos confesos, es un perfil que cae simpático

Lo de Patxi López orquestado por El País –no hay que olvidar que Rubalcaba pasó a formar parte de su Consejo hace poco tiempo– parece entusiasmar a sus afines. Porque el resto ha pasado por la noticia sin aplaudirla. También es cierto que Patxi no tiene enemigos confesos, es un perfil que cae simpático y que ha jugado papeles importantes en la historia del PSOE. Pero no es suficiente para levantar los corazones y devolverle el color a las rosas marchitas. Por mucho que PRISA se empeñe.

 

Fantasmas y Hernando

A parte están los Corcueras, Leguinas y demás espíritus que aparecen como los fantasmas del cuento de Navidad. Dan susto y generan enfado entre la militancia que aún conserva el PSOE y que puede considerarse de izquierdas. Puede vérseles un día sí y otro también en las tertulias de las cadenas más rancias de la derecha haciendo añicos la poca credibilidad que le pueda quedar a estas alturas al PSOE.

Y es que con actuaciones como las de Antonio Hernando, por mucho que ahora intente generar empatía y complicidad, explicando que se equivocó al ser tan vehemente con la defensa del “no es no”, no tiene ya nada que hacer. A su lado, la castellanomanchega Isabel Rodríguez, que sigue ocupando el mismo escaño que cuando era la aparente fiel escudera de Sánchez en el Congreso. Su salto al lado de la Gestora tardó en llegar, pues el papel que tenía entre manos era complicado. No tuvo apenas tiempo de escenificar el alejamiento de quien depositó su confianza nombrándola Secretaria General adjunta del Grupo Socialista en el Congreso. Pero ya se sabe que las penas con pan son menos y ahora no se le ve sufrir demasiado con la decapitación del ex Secretario General.

 

Juventudes y viejas glorias

No andan sobrados de jóvenes en el PSOE. Y los que había se inmolaron el día de la investidura, demostrando no compartir en absoluto ninguna de las luchas de la población de su generación. Luena, González Veracruz cavaron su propia tumba, con justificaciones peregrinas incluidas al grito de “abstención”. Con mandato imperativo o sin él. Su ridículo tras la defensa acérrima a Sánchez les dejó retratados. Siempre irán con quien mande.

No andan sobrados de jóvenes en el PSOE

Comentan que están tratando de invocar desde Ferraz a las viejas glorias para ver si consiguen animar a alguien: Luz Rodríguez, Ramón Jáuregui, Matilde Fernández, Amelia Valcárcel, Rosa Conde, Rafa Simancas, Torres Mora son algunos de los cuarenta nombres que ha pronunciado Ferraz. Basta con ver el plantel como para darse cuenta de que el PSOE está en pleno proceso –y acelerado- de Pasokización. Por mucho que les moleste oír mentar al ya prácticamente inexistente partido heleno.

Con estos mimbres cabría preguntarse si es posible hacer algún cesto. En la calle solamente se habla del PSOE con indignación, decepción y tristeza. Es ahora cuando una escucha que la mayoría social le tenía cierto cariño al PSOE pero por lo que en su día fue, no por lo que está siendo ni por lo que aventura ser en el futuro.

ya nadie espera que hagan algo que pueda recuperar la confianza de los votantes

Los más pragmáticos, incluso siendo de la propia dirección, ya dan al partido por muerto. Mientras tanto, aprovechando este estado de coma profundo, algunos –y sobre todo alguna– tratarán de hacerse con el timón del barco, como si un músico de la orquesta del Titánic se tratase. Pretenden seguir tocando hasta que el agua les llegue hasta la barbilla.

Pero lo cierto es que ya nadie espera que hagan algo que pueda recuperar la confianza de los votantes. Ni siquiera su próximo voto contra los presupuestos. Parece que por mucho que ahora desempolven el cartel de la negación, ya no generan credibilidad.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

6 Comentarios

  1. López Aguilar y Borrell, dos socialistas respetados y respetables, han sido imputados cuando se aproximan procesos de selección mediante primarias. ¿Casualidad o causalidad?

    Los candidatos que gustan a las bases son eliminados sin miramientos ni escrúpulos. Luego algunos se extrañan de la pérdida de votos y afiliados, yo no.

  2. El PSC,garantía de poder del PSOE en España,vaga por el hiperespacio de la tercera via,bailando abrazado con Duran i Lleida.
    El PSOE nunca ha existido y hoy endía es una quimera,más si viene encabezado por la señora de la limpieza.Lo tienen francamente mal y más apoyando al fascista Fernandez

  3. Cada uno de los barones mira a España como si fuese su comunidad y sus votantes, y sus intereses en su autonomía, y que tipo de personal les vota.
    En el caso de Susanita pienso que lo que quiere es seguir manteniendo los votos de los pseudoseñoritos andaluces progresistas ya entraditos en años, cada vez más cercanos a ciudadanos y a la derecha clerical.
    Y es capaz de cargarse al resto del psoe con tal de mantener su feudo y sus votantes. ¡Que cree el partido nacionalista andaluz! Y nos deje en paz a los demás.

  4. Existen las siglas que lo identifican como tal ; pero esta manejado por unos MAFIOSOS CORRUPTOS , vendidos al fascismo y al gran capital , del legado que nos dejo IGLESIAS POSSE no queda nada .

  5. Carecen de credibilidad ,y sobre tido aque llos que en su dia tuvieron cargos .No se si es porque tienen miedo a perder la influencia que tienen, con la que colocan, a toda la familia, en puestos de funcionarios, con oposiciones o sin ellas y, cuando hay álguien con ganas de trabajar por una sociedad mas justa viene esta gente y la derriban .
    Ahora ya se va viedo claro . El tamayazo, señor Simancas ,habra visto que no solo era cosa de Aguirre los tenia en el PSOE y, sacrificaron a dos que se prestaron a ello pero, curioso siguieron teniendo sus mejores amigos en el PSOE .El señor Leguina le puso en bandeja el gobierno al PP, un traidor como ese, no puede traer nada bueno al partido socialista, sin olvidarme de el Señor Gonzales, con su consejero Señor Cebrián .Que verguenza lo de este este Señor, y lo mas grave es, que ahora hay un ejercito de profesionales de los medios que estan acogonados, y por mucho que digan que no les presionan, no tienen libertad para informar, e informa autocesurandose .
    Nadie confia en el PSOE y tal como estan las cosas lo mejos es que desapareciese pero ahora le apoyaran los buitre y quiza dure unos años ,sera una descracia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × dos =