Sueldos más que bajos, pérdida de derechos, robos contínuos, leyes represivas, permisividad frente al machismo violento, iglesia invasiva e irrespetuosa, desahucios, falta de decencia reincidente, puertas giratorias, mentiras y más mentiras.

Este legado glorioso hay que agradecérselo al partido que ha gobernado la última legislatura y a todos los que, a pesar de ello, siguen votándoles.

Todos ellos son la tan cacareada crisis y continuarán ahondando en ella per sécula seculórum, porque es esa y será su ideología.

Siervos en connivencia europea.

Ofenden a la inteligencia.

Ya ni se molestan en disimular sus tropelías, robos y engaños.

Dicha prepotencia se basa en la impunidad de facto y en el silencio de un pueblo cobarde.

Se comprende que el régimen franquista durase cuarenta largos años.

Cada vez más pobres, cada vez más estúpidos.

Vivan las dictaduras para idiotas.

Quieren más de lo mismo, a ver si alcanzamos tal grado de miseria que podamos seguir quejándonos eternamente.

Mucho palabrerío, mucho lamento y las calles vacías…igual que las cabezas.

Este país sólo sirve para quejarse, carece de autoestima y dignidad.

España, la plañidera.

La que espera, teme, mira al cielo y reza.

Sindicatos y oposición tan leves que parecen sospechosos.

Tortura de animales y fútbol, y mucho olé.

Mientras, maletines con patas salen por las fronteras hacia paraísos veniales.

Lo que dios mande, que es la providencia.

Infinita sabiduría de analfabetos, flojos y bocazas.

¡Viva la madre que nos parió!

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorEtiología
Artículo siguienteNo me pongo ni colorado
Escritora, poeta, crítica literaria. Formación académica en Filosofía. Perita titulada en grafología documentoscopia y psicografología. Análisis textual lexicológico, semántico, de trazos y estético. Autora del libro "Bahía de un cuerpo"

3 Comentarios

  1. Dónde va esta eminencia con tanta rabia e insultos de analfabetismo para disfrazar sus propias frustraciones?
    Creo que además oye voces… y los cobardes son igualmente y sobretodo los que difaman y manipulan. Y estas palabras tienen demasiado de las dos cosa. Por ejemplo, una foto de una pobre persona rebuscando en una basura. Pretende el autor del texto tener más sensibilidad, más moralidad, que el resto de las personas o de partidos: es arrogante y pretencioso.
    Hay pobres y gente que busca en basureros en el mundo entero. Además vienen aquí de Rumanía, de Bulgaria, de los Balcanes, de África, etc. Es en realidad una imagen vacía de valor informativo que solo pretende acusar, despreciar y culpabilizar. És portanto un acto inmoral.
    La cobardía está, en acusar a la iglesia de “invasiva”… cuando en realidad se está practicando la cristianofobia descaradamente (porque la iglesia no te amenaza de muerte), y no habla de la invasión islámica, brutal, colonialista, sanguinaria… Además de profundamente retrasada y retrógrada. Una invasión a través de un método de terror que vuelva a los cobardes contra su propia cultura para defender, incluso adoptar la que se impone por la violencia.

  2. Es la verdad, y sera mejor aceptarlo, porque va a seguir como es.
    Pero luego di algo y todos se las dan de heroes, me recuerda a un pais de Mr.Satanes (vease Dragon Ball)…
    Mucha boca, mucho chulo pero la realidad nadie parece entenderla bien, sera mejor desistir, que llevamos asi mas de dos siglos, esperar que este pais alcance un nivel de civilizacion avanzada, es esperar que lluevan billetes de quinientos, no va pasar…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Ocho − cinco =