Mucho hay escrito ya sobre el nuevo escudo –pin o logo lo llamaría yo- del Atleti. Que es una aberración histórica y heráldica, realizada además a traición, con alevosía y premeditación y prescindiendo de la opinión de la masa social, es algo sobre lo que no voy a redundar. No entraré en el diseño, que puede gustar más, menos o nada, aunque sí diré que me alineo en los de la tercera opción.

 Sin embargo, sí debe quedar claro que la SAD ha manipulado nuevamente la realidad para conseguir argumentos a favor del cambio. Hoy, la Asociación rojiblanca Peña Los 50, nos ha regalado un tuit nítido, en el que contradice la versión oficial de la SAD y evidencia cuántos escudos reales ha tenido el Club Atlético de Madrid, los que me permito mostrar en esta foto:

 Y tras esta oportuna explicación de quienes han demostrado ser expertos conocedores de la materia, no hay más. Dar pábulo como se ha hecho desde la web del Atleti y los medios afines al gilismo de esa sarta de escudos –ya van por 19- que ha publicado la denominada lafutbolteca.com es abrazar la falacia con una evidente estrategia, mostrar a la afición que han sido muchos los escudos del Atleti y que por uno más no pasaba nada. Incluso se han permitido manipular el escudo fundacional suprimiendo el balón marrón que descansa en su centro, a fin de promocionar el azul y el blanco como colores exclusivos de la génesis del Club.

Han conseguido con este ejercicio de encumbramiento de la falsedad y el desprecio a la historia rojiblanca que la afición se alce en armas, que las peñas se muevan en torno la lema “El escudo no se toca”, posiblemente algo inesperado para los mandatarios de la SAD, acostumbrados a campar a sus anchas en temas de mucho mayor calado, al menos en el orden económico y de estabilidad institucional. Evidentemente, el respeto a la esencia y la historia del Club les importa poco, de ahí esta magistral lección de sibilina ignorancia y desapego a sus señas de identidad.

 Ignoro si preocupa mucho o no a Gil Marín el asunto, sí me consta que se están pidiendo opiniones a colectivos atléticos al respecto y hasta algún bardo oficial de Miguel Ángel, ha deslizado que podría haber una especie de referéndum sobre el escudo y quien sabe si eso llevaría a una marcha atrás, que estratégicamente se vendería como una graciosa concesión a la afición, porque se cuenta mucho con ella, pues no en vano la masa social es a quien pertenece el Club – Gil Marín dixit, con bastante hipocresía, quede claro-

 Sin embargo, de este incidente la afición debe extraer un mensaje inequívoco: Siendo la historia un aspecto esencial y a proteger por todos, hoy en día está en juego la propia subsistencia del Club y frente a las agresiones continuas a su patrimonio perpetradas por los que detentan ilegítimamente su propiedad es contra lo que debe alzarse la masa social y la afición en general.

 Ayer mismo, en la comida de Navidad del Club, Gil Marín, premiado hace un mes, como el mejor CEO europeo del mundo del fútbol, ha reconocido el riesgo grande que supone el fuerte endeudamiento a corto plazo. Ese endeudamiento, cuyos últimos capítulos consisten en 25.5 millones de pérdidas por resolver el convenio con FCC, el empobrecimiento del suelo del Calderón en cerca de 100 millones por los ilícitos cometidos o los 72 millones de pérdidas derivados de la Operación Alcorcón, por no hablar del crédito concedido por INBURSA por valor de 160 millones para la ejecución del nuevo estadio, deriva de la errática gestión del sarcásticamente premiado. Es el principal responsable y de momento le salva la red deportiva del Cholo Simeone, amén de los 70 millones que ha soltado WANDA –a quien se postula en los mentideros como futura adquirente de la SAD- y que sacaron de la quiebra inminente a la institución. Este reconocimiento viene a dar la razón y a poner en valor los continuos avisos del único grupo opositor del gilismo, la Asociación Señales de Humo.

El tiempo acabará dando y quitando razones, pero de momento la SAD mantiene distraída a la afición en una batalla por un escudo, que tiene su lógica transcendencia y está plenamente justificada, pero que le aparta de cuestiones cruciales que no deberían ser tomadas a la ligera como hasta ahora, pues inciden en la propia supervivencia del Club Atlético de Madrid.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

2 Comentarios

  1. Parece que lo ha escrito un miembro del frente atlético con no más de 17 años. No me jodas. No sé como diario 16 deja escribir a perdonavidas y provocadores así.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dieciocho − 13 =