José Manuel Olea Ternero no es un maltratador cualquiera. Ahora además es el asesino de María Adela, a la que mató el pasado martes en la localidad malagueña de La Viñuela de una treintena de puñaladas. Habían comenzado una relación sentimental apenas dos meses antes. Ella estaba ilusionada y él intentaba a toda costa que María Adela y su entorno no supieran que cargaba con unos extensos antecedentes judiciales por violencia machista que causan estupor.

Un juzgado archivó las denuncias de una primera ex pareja al considerar que la víctima no acreditó los malos tratos

José Manuel Olea, que ha ingresado ya en prisión por orden judicial como presunto autor del crimen de María Adela, deberá responder el próximo 21 de mayo en el Juzgado de los Penal número 14 de Málaga por un presunto delito de malos tratos sobre otra ex pareja a la que supuestamente le propinó dos puñetazos en el rostro el pasado 11 de mayo de 2016.

Esta denuncia fue instruida por el Juzgado de Violencia sobre la Mujer Número 2 de Málaga, que se acumularon a unas diligencias previas que derivaron en un procedimiento abreviado. El Juzgado de Violencia dictó una orden de protección y prohibición de comunicación apenas dos días después de los hechos, el 13 de mayo de 2016, medidas que a día de hoy siguen estando vigentes y no fueron quebrantadas en ningún momento por el acusado.

En este mismo juzgado de Violencia sobre la Mujer se fueron acumulando nuevas diligencias urgentes a raíz de nuevos atestados, que el juzgado decidió archivar poco tiempo después, el 15 de julio de 2016 al entender que “si bien los hechos denunciados revisten caracteres de delito, no aparece debidamente justificada la perpetración del mismo acordando seguidamente su archivo por sobreseimiento provisional”, según se recoge en el auto de sobreseimiento, informan fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

En otro juzgado, el de Violencia sobre la Mujer número 1 de Málaga, se sobreseyeron en 2015 dos procedimientos, un juicio de faltas por injurias sobre la misma denunciante anteriormente citada y unas diligencias urgentes por malos tratos sobre esta misma mujer. El juez decidió sobreseer ambos procedimientos por la negativa de la víctima a testificar, “lo que motivó la finalización de todas las medidas cautelares impuestas”, informan fuentes del TSJA.

Evitó entrar en prisión en 2012 tras ser condenado por malos tratos sobre otra pareja a nueve meses de cárcel, orden de alejamiento y prohibición de usar armas

Por último, el Juzgado de Lo Penal número 13 de Málaga celebró un juicio oral contra José Manuel O. T. por un delito de malos tratos instruido en el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 3 de Málaga. La sentencia dictada el 8 de mayo de 2012 condenó al acusado a nueve meses de prisión, dos años de prohibición de posesión y porte de armas y un año y nueve meses de prohibición de acercamiento a la que entonces era su pareja, R. C. P.

Al carecer de antecedentes penales, la pena de prisión fue suspendida por un periodo de dos años que cumplió en octubre de 2014, mientras que la medida de alejamiento de la víctima finalizó en el año 2013 y la prohibición de posesión de armas en el año 2014. La ejecutoria fue archivada definitivamente al haber sido cumplida íntegramente.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − once =