El artista Juanjo Sánchez. Foto de Comunica2.

El artista de San Martín del Castañar (Salamanca) y afincado en Lisboa, Juanjo Sánchez, donde ejerce como psiquiatra infantil, ha inaugurado su última exposición de la temporada en la Galería Luis Méndez de la capital charra, donde vuelve a regalar su explosión de luz y color, con relieve, imaginación y, sobre todo, mucha alma. En septiembre organizará otra muestra de nuevo en la capital Portuguesa. Antes, para el verano, tiene previsto otra exposición en el municipio que le vio nacer.

El arte del color, el dominio de la luz, le hacen sin lugar a dudas una gran apuesta para el mundo del coleccionismo. Goya, Picasso o el impresionista Mark Rothko son los referentes de Sánchez, que aporta además su propio criterio en su obra, donde lo material y los espiritual está siempre presente.

Acompañado ayer por cinco de sus nueve hermanos, y por más de un centenar de colegas y amigos, reconocía Juanjo Sánchez a Diario16 que “trabajo mucho con las sensaciones diurnas y la sensorialidad”, en mi obra siempre está presente la luz de Lisboa, la imagen que me da frente al río, pero también la sierra, mi casa, de donde vengo”.

Cartel de la exposición. Foto de Comunica2.

Profeta en Lisboa, donde además es un reconocido psiquiatra infantil, reconoce que su faceta del subconsciente también está muy presente en la obra. “no puedo evitarlo, pero eso es Psiquiatría y es otra cosa”, explica Sánchez.

Para él pintar, cosa que hace cada día desde hace cuatro décadas, -lo que explica su extensa obra- es un juego, “un área de juego”, según dice, donde se mezcla la fantasía, la psicología y la luz.

De familia de artistas, con varios hermanos músicos de saxo y un maestro repostero cuyo arte distribuye a través de formación por toda España, Juanjo Sánchez es sensible, poeta, entusiasta y un excelente comunicador. Valores todos que también se reflejan en su obra.

Su influencia picassiana le hace pintar a Minotauros. Juanjo Sánchez, en este sentido, manifiesta a Diario16 que “ahí tenemos la mejor representación de la parte humana y la parte animal, esa agresividad cada vez más visible, porque el hombre es agresivo por naturaleza desde que nace”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorPodemos y la Transición
Artículo siguienteNatalia Gómez del Pozuelo, la alta ejecutiva reinventada a mujer feliz
Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre y Directora de Comunicación de HoffmannWorld y Catalina Hoffmann. Asesora a personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × cinco =