Dormir es muy importante para nuestro ciclo vital. Necesitamos hacerlo entre 7 y 8 horas diarias para llevar a cabo tareas ‘automáticas’ como la secreción hormonal, tener una médula ósea saludable, regular nuestras hormonas del estrés (cortisol, adrenalina), proteger el corazón y el hígado, obtener mayores beneficios de las vacunas preventivas y mantener una vida sexual activa. Pero, cuidado, eso no significa que dormir demasiadas horas sea más beneficioso para nuestro organismo. También aquí hay un límite. De hecho, diferentes estudios han demostrado que dormir poco aumenta el riesgo de sufrir alzhéimer y, dormir mucho, de acabar sufriendo un ictus.

Ahora un estudio llevado a cabo por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Seúl (Corea del Sur) asegura que las personas que duermen poco o demasiado presentan un mayor riesgo de padecer el síndrome metabólico. Y afirman que lo correcto estaría en dormir entre seis y siete horas diarias.

El síndrome metabólico es un grupo de condiciones que ponen a la persona en riesgo de desarrollar una enfermedad cardiaca y diabetes tipo 2. Estas condiciones son: hipertensión arterial, glucosa alta en la sangre, niveles sanguíneos elevados de triglicéridos, bajos niveles sanguíneos de HDL (el colesterol ‘bueno’) y un exceso de grasa alrededor de la cintura.

Como explica Claire E. Kim, directora de este estudio publicado en la revista BMC Public Health, “el nuestro es el mayor estudio realizado hasta la fecha para analizar la asociación dosis-respuesta entre la duración del sueño y el síndrome metabólico y sus componentes, tanto en las mujeres como en los varones. Y como hemos sido capaces de expandir en la muestra de nuestro trabajo anterior, hemos detectado asociaciones hasta ahora desconocidas entre el sueño y este síndrome metabólico. Además, también hemos observado una potencial diferencia de género en el caso de la duración del sueño”.

Para realizar la investigación, los autores analizaron los historiales médicos de 133.608 mujeres y varones coreanos que, con edades comprendidas entre los 40 y los 69 años, se habían sometido a numerosas pruebas médicas entre los años 2004 y 2013, con motivo de su participación en el Estudio HEXA. Gracias a estos historiales disponían de datos tan importantes como el análisis de sangre, orina y ADN, la dieta y el nivel de ejercicio físico, así como de una estimación de las horas de sueño de cada participante.

Pues bien, los resultados mostraron que la prevalencia de síndrome metabólico se establecía en un 24,5% en el caso de las mujeres y hasta en un 29% en el de los varones. En el primer caso, las mujeres con un sueño inferior a las seis horas tenían un mayor perímetro de cintura y, lo que es más interesante, aquellas cuyo reposo superaba las 10 horas presentaban un riesgo importante de síndrome metabólico, mayor perímetro de cintura, niveles superiores de triglicéridos y azúcar en sangre, y menores cifras de colesterol ‘bueno’.

Por su parte, y comparados con los individuos que dormían entre seis y siete horas al día, los varones cuyo sueño no llegaba a las seis horas o excedía de las diez tenían un mayor riesgo de síndrome metabólico, así como una cintura más amplia, en caso de un reposo escaso, y mayores niveles de triglicéridos en caso de un sueño excesivo.

En definitiva, los autores han llegado a la conclusión de que es importante dormir solo el tiempo necesario –ni poco ni mucho– para prevenir enfermedades cardiovasculares y metabólicas. Y aunque los mecanismos biológicos que llevan a esta asociación permanecen desconocidos, los investigadores han descrito diferentes procesos que podrían explicarlos.

“Entre los mismos se incluirían los niveles elevados de hormonas que aumentan el apetito y la ingesta calórica o reducen el gasto energético en las personas que duermen menos de siete horas diarias, lo que podría conllevar a un incremento del perímetro de cintura y al desarrollo de la obesidad”, concluye Claire Kim.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecisiete − seis =