Dice el refrán: “Detrás de un gran hombre, siempre hay una gran mujer”

Y en muchas ocasiones es así, aunque la mayoría de esas veces a la mujer le toca asumir un papel muy discreto, incluso invisible.

¿Por qué el refrán no es: “Al lado de un gran hombre, siempre hay una gran mujer”

A las mujeres nos cuesta mucho que nos quiten “de detrás” y que simplemente “estemos en nuestro propio lugar”. Algunas de nuestras predecesoras brillan poco en la historia. Una luz que quiero revivir a través de lo que nos cuenta sus lapidas.

CARMEN CASTRO MADINAVEITIA

El 5 de julio se cumplen 21 años del fallecimiento de CARMEN CASTRO MADINAVEITIA. En algunas entradas de internet aún figura como Carmen Castro de Zubiri, cambiándole su segundo apellido por el de su marido, como nos consideraban “de tal, de cual” ¡como una propiedad!

Carmen nació en 1912 en San Sebastián. Su padre fue el historiador Américo Castro.

Doctora en Filosofía y Letras por la Universidad Complutense de Madrid, se graduó con una investigación sobre los personajes femeninos de El Quijote.

En 1936 se casó con el filosofo Xavier Zubiri, viviendo tres años en Paris y Roma donde Carmen perfeccionó sus estudios. Lo que también realizo en Berlín y Princeton.

Durante más de diez años escribió en varios periódicos (ABC, Ya, La Vanguardia de Barcelona, El Norte de Castilla, Informaciones..) varias columnas su visión femenina de los sucesos, asi como en revistas de pensamiento, arte y moda (Sábado, Revista de Occidente, Estafeta Literaria, Arte y hogar…) cómo ser mujer en la vida social, familiar, cultural, profesional…

Publicista. Entre otros, publico en 1952 “Marcel Proust o el vivir escribiendo”, en 1953 “los personajes femeninos del Quijote”, en 1959 “Italia con Benjamín Palencia”

Fue profesora de Lengua Española en el Institut Hispanique de la Sorbone (París), en la Academia de West Point y en las Universidades de Osaka y el Cairo

También trabajo en el Ministerio de Asuntos Exteriores, en la Dirección General de Relaciones Culturales, en El índice Cultural de este Departamento, y además, en otras de sus múltiples facetas.

Traductora. Tradujo obras teológicas y filosóficas de autores como Descartes

Comentadora de textos literarios clásicos, dedicada principalmente al ensayo, publico y prologó las obras “Antología de Alfonso X el Sabio” y “Antología de Emilia Pardo Bazán”

Como editora publicó textos literarios españoles como el Lazarillo de Tornes, Santa Teresa de Jesús, de Cervantes…

Pero además de construirse su propio espacio, dedico gran parte de su vida en promocionar el legado filosófico de su marido. Creó la Fundación Xavier Zubiri y participó activamente en la edición de ocho obras inéditas de su marido, su labor fue imprescindible. Grabó en magnetofón las lecciones de sus cursos y las transcribió a papel para que él pudiera corregirlas. Gracias a ello la Fundación Zubiri imparte en cursos el legado formativo que nos dejaron. Carmen y Javier no tuvieron hijos, pero nos dejaron su herencia a las siguientes generaciones, gracias al trabajo de Carmen, que no solo pensó en ella, fui tan humilde, tan discreta, pero tan Grande para —

Para parte del gran público Carmen pasó a la historia como la mujer de Zubiri. Pero ella es merecedora de su espacio propio, ella aportó una preciosa piedra en la construcción de nuestra sociedad actual.

Falleció el 5 de julio de 1997. La cronología quiso que la envoltura corporal de Carmen repose “encima” de la de su marido en el cementerio Civil. Dos hermosas semillas en el Jardín de la Libertad.

21 años después de su muerte, las mujeres españolas mostraremos nuestra indignación en San Fermín. Ya no solo en esta sociedad aún patriarcal, también en una parte de la justicia, nos consideran “propiedad del hombre”, aún cobramos menos sueldo, aún nos violan porque sí… aún nos matan…porque “antes muertas que no de su propiedad”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorEl apagón
Artículo siguienteEnglishman in El Tardón, el nuevo éxito del Grupo Calambres
Experta en Protocolo y Organización de eventos. Experta Gestión en Servicios Funerarios. 30 años de experiencia en el sector funerario. Presidenta y fundadora de las Asociaciones Fraternidad Cívica-Cementerio Civil y Asociación Cementerios. Fundadora de la Asociación Aquellos Jóvenes. Delegada en Madrid de la Fundación para la Cooperación APY-Solidaridad en Acción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 + uno =