Poco tiempo ha necesitado uno de los miembros de La Manada para volver a delinquir.

Ángel Boza, uno de los miembros de La Manada ha sido detenido este miércoles por un intento de robo y agresión en un centro comercial del barrio de Nervión, en Sevilla.

Boza fue sorprendido al intentar robar unas gafas de sol. En su huida el detenido arremetió con un coche contra dos vigilantes de seguridad que se percataron del hurto cometido por el miembro de La Manada. Boza tiene retirado el carné de conducir.

El detenido ha sido trasladado hasta la jefatura de la Policía Local de Sevilla para prestar declaración. Ambos vigilantes han necesitado de atención médica pero su estado no reviste gravedad.

Desde Emergencias Sevilla han confirmado la detención, desvelando que el arresto fue llevado a cabo por la Policía local sevillana. El miembro de ‘la manada’ está en libertad condicional tras la decisión de la Audiencia de Navarra de dejarle libre junto a sus compañeros.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dieciocho + 6 =