Agentes de la Policia Nacional y de los Mossos d’Esquadra han detenido en Palafrugell (Gerona) a un hombre que se encontraba huido de la justicia desde el año 2014 cuando fue condenado por la Audiencia Provincial de Barcelona a 15 años de prisión por agresiones sexuales continuadas a su hija. El arrestado, que había trabajado en el servicio médico de la Dirección General de la Policía de la Generalitat-Mossos d’Esquadra, tenía una orden de detención e ingreso en prisión.

Abandonó el país días antes de que se dictase sentencia

Días antes de que se dictase la sentencia que le condenaba abandonó el país, convirtiéndose su detención en una prioridad para los Grupos de Fugitivos, tanto de la Policía Nacional como de Mossos d´esquadra. Es por ello que se constituyó un equipo conjunto de investigación el 15 de julio de 2015 en cumplimiento del “Protocolo de Coordinación Operativa entre el Ministerio del Interior y la Consejería de Interior de la Generalitat de Cataluña”.

Desde entonces este equipo conjunto ha trabajado con varias líneas de investigación, entre las que estaba la posibilidad de que el fugitivo estuviera residiendo en un país extranjero, Centroamérica o Sudamérica.

En el año 2016 se obtuvieron informaciones que le situaban en Cataluña, por lo que se abrió una nueva línea de investigación y su imagen se publicó durante unos meses en el portal EU Most Wanted.

Durante todos estos años, los agentes de ambos cuerpos policiales han trabajado conjuntamente realizando un análisis intensivo para poder localizarlo, siendo finalmente detenido esta mañana en la localidad de Palafrugell (Gerona). El ahora arrestado se encontraba viviendo en el domicilio de un familiar, saliendo muy pocas veces y siempre tomando medidas de seguridad tapándose la cara con gafas, barba, bufanda y gorra.

El detenido pasará a disposición judicial en las próximas horas.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 × 2 =