La sensación generalizada tras la celebración de la Conferencia Sectorial de Inmigración a la que han acudido representantes de ONG y Comunidades Autónomas es que “hay buenas palabras pero ninguna solución concreta”. La mayoría de comunidades autónomas eso sí, han indicado este lunes su predisposición a “colaborar” con el Ejecutivo central en materia migratoria ante el incremento de las llegadas a las costas españolas.

Pero siempre con matices, el secretario de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía de la Generalitat de Cataluña, Oriol Amorós, explicó que aunque algunas comunidades sí pusieron sobre la mesa la necesidad de establecer cupos en el reparto de los menores no acompañados y también de los adultos, “el consenso general fue dejar este tema para la reunión que se celebrará a principios de septiembre“.

Unos paños templados que no han sentado nada bien a las ONG. Varias de las mismas que trabajan sobre el terreno en la acogida de inmigrantes en las costas andaluzas han mostrado un malestar unánime por la “falta de compromisos y medidas concretas” adoptadas por el Gobierno central y las comunidades en el marco de la Comisión de Migración.

Una situación que desde la Asociación Pro Derechos de los Niños (Prodeni), creen que se ve como “dar la sensación de que se está haciendo algo” en lugar de “priorizar lo que es una realidad”. Algo que preocupa y mucho porque desde las diferentes ONG se temen que pueda llevar a retrasos en “ver resultados prácticos”. Desde Prodeni han considerado además que “hasta que no se trabaje en los lugares de origen, todo lo demás van a ser parches”.

Por su parte, la viceconsejera de Políticas Sociales y Familia de la Comunidad de Madrid, Miriam Rabaneda Gudiel, quiso enfatizar la disposición del Ejecutivo autonómico a colaborar con el Gobierno nacional en materia migratoria. “Todo nuestro apoyo, nuestro trabajo y nuestro esfuerzo”, ha subrayado.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × dos =