Cristina Cifuentes, presidenta de la Comunidad de Madrid, no ha desaprovechado la oportunidad de dar carpetazo, por la que parte que le toca a la Memoria Histórica, en pleno acto conmemorativo de la muerte del poeta en Madrid.

Cuando pretendía exiliarse le capturó la Guardia Civil e ingresó en prisión

El poeta que vivió entre dos generaciones, a saber entre la del 27 y la del 36, moriría hace 75 años en una cárcel alicantina, tres años después de haber concluído la Guerra Civil.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha asistido al evento conmemorativo en la estación del Metro de Madrid que lleva su nombre y donde tendrán lugar varias iniciativas teatrales relacionadas con la obra de Hernández. La presidenta, en relación a este aniversario ha pedido “mirar al pasado para cerrar heridas, no para abrirlas”. De esta forma, muestra su punto de vista a la Memoria Histórica.

Al ser Madrid el lugar donde se desarrolló el talento del poeta, Cifuentes ha reiterado que fue “el escenario del inicio de su carrera literaria, su compromiso social y lucha política en tiempos convulsos donde todos los españoles sufrieron en su propia carne las consecuencias de la sinrazón”.

Cuando se publicó su obra “El hombre acecha”, una comisión depuradora franquista ordenó su destrucción, sin embargo se salvaron dos ejemplares, que permitieron su reedición en los años ochenta. Tiempo después, cuando pretendía exiliarse le capturó la Guardia Civil e ingresó en prisión.

Por todo ello, la presidenta ha querido recordarle señalando que “debe seguir vivo entre nosotros, no con ánimo de ahondar en las divisiones ni en los enfrentamientos, sino para aprender de los errores en nuestra historia, para que no vuelvan a repetirse”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecinueve − quince =