Cientos de manifestantes burlan el control policial organizado por los Mossos y se plantan a las puertas del Parlament de Catalunya. Los concentrados gritan “Puigdemont es nuestro president” y amenazan con tomar el Parlament de no producirse la investidura.

Al parecer, los concentrados han roto dos candados y se han colado por una de las puertas que el dispositivo de los Mossos tenía cerradas para impedir la entrada de manifestantes al parque de la Ciudadela, sede del Parlamento Catalán.

Esta mañana,  el President del Parlament, Roger Torrent, ha aplazado el pleno de investidura de Carles Puigdemont en espera de la decisión del Tribunal Constitucional que tenía que decidir sobre el recurso interpuesto por el ex president.

Al filo de las 14.00 el Tribunal Constitucional decidió por unanimidad no admitir a trámite  las alegaciones de Puigdemont y JxCat en las que solicitaban la nulidad del auto del pasado sábado, que impedía al candidato a la presidencia de la Generalitat su toma de posesión a distancia.

Hasta el momento,  a los manifestantes no les ha gustado la decisión tomada por Torrent de aplazar el pleno. Y entre sus mensajes, amenazan con tomar el Parlament si no se retoma el pleno y se produce la investidura, a pesar del mandato del TC.

Los concentrados han leído un comunicado de la ANC

“El presidente del Parlament ha decidido aplazar el pleno para garantizar la inmunidad parlamentaria del presidente Carles Puigdemont y se ha comprometido a hacer todo lo posible para poder celebrar la investidura con normalidad democrática de manera que se proteja la voluntad de los ciudadanos expresada en las urnas”.

Desde ANC, sin embargo, “hemos mantenido la convocatoria para hacer oír nuestra voz y decir bien alto y claro que no aceptaremos ni dilaciones ni incumplimientos”, afirman. “Entendemos el aplazamiento si este debe servir para poder hacer efectiva la investidura con más garantías, pero en ningún caso la entenderíamos si fuera para cambiar la voluntad de las urnas”, aseguran.

Además, manifiestan: “Estamos aquí, cerca del Parlamento, para apoyar al Presidente del Parlamento, los diputados y al Presidente de Cataluña” y “No aceptaremos ni un paso atrás ni ninguna decisión que suponga pisar el mandato de las urnas”, advierten.

La Asamblea Nacional Catalana afirma que “El embate de España es fortísimo y sólo con la unidad de todos los independentistas comprometidos con la república” y reiteran la llamada a la unidad. “¡No podrán nada contra un pueblo alegre, unido y comprometido!”

Durante la manifestación se han escuchado consignas como “libertad presos políticos”, “ni un paso atrás”, “fuera las fuerzas de ocupación” o “Puigdemont es nuestro presidente”, y se han visto numerosas banderas esteladas. Muchos de los asistentes visten prendas de color amarillo, que simboliza la demanda de libertad para los presos independentistas, y llevan caretas del president destituido Carles Puigdemont.

La ANC ha querido desvincularse de los incidentes posteriores a la convocatoria inicial y ha pedido a los manifestantes abandonar la zona con el argumento que el movimiento independentista “es siempre no violento y hay que irse para casa”.

Ante la imposibilidad de bloquear todos los accesos, los Mossos han dejado de impedir la entrada al Parc de la Ciutadella. Sí ha continuado el cordón policial que rodea el Parlament para evitar que los concentrados puedan acceder al interior de la cámara catalana y proteger así a los diputados que la están abandonando.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × dos =