Carta de una madre a su hijo trabajador de Coca-Cola 

0

Cuando el día 16 vi la foto de mi hijo abrazado a un compañero después de escuchar la sentencia del Tribunal Supremo, su cara de alegría, de triunfo y de victoria me trajo a la memoria la otra cara de Enero del 2014, cuando entró en casa con su bolsa de basura conteniendo las cosas que tenía en la taquilla de su puesto de trabajo. Una cara de desolación, tristeza y mirando a sus hijos. ¿Qué sería ahora de su mujer, Gema Gil Mira y ellos sin su trabajo?. Pero llegó su mujer y le dijo: “no nos podemos rendir sin luchar Dani, tenemos que movilizarnos y luchar hasta el final”. Y así ha sido.

Mas de 3 años en las redes de movilizaciones, en las calles y las redes sociales. Con marchas desde Fuenlabrada, acompañados de muchos familiares con sus hijos y sus vecinos, especialmente Candela (la pequeña pasionaria). La lucha ha dado su fruto y se ha demostrado que el cierre de Fuenlabrada ha sido una gran chapuza y un abuso de poder.

Doy gracias a mi nuera, que ha luchado como la que más y no ha parado de animar a todos, siendo una persona clave en todo lo que se ha llevado acabo y para que no decayeran los ánimos.

Gracias también, cómo no, a sus representantes sindicales CC.OO que han puesto por delante de sus logros personales a sus representados (a todos los trabajadores).

Han sido mas de 3 años con una prioridad absoluta a su lucha por el puesto de trabajo, así que,  por todo ello gracias a todos, a mis hijos, a mis hermanas ya a todos los espartanos y espartanas por su lucha hasta el final.

Que se cumpla la sentencia “Y LA CHISPA DE LA VIDA, VOLVERÁ A TENER SENTIDO”
Hacer mención también a ese campamento levantado con tanto trabajo e ilusión por el que ahora Coca-Cola pide cárcel y que ha servido para ellos y sus hijos como punto de encuentro para pasar juntos muchos fines de semana para empezar con fuerza unas nuevas acciones para seguir luchando como buenos “ESPARTANOS” ejemplo d e organización y de lucha.

HASTA LA VICTORIA NI UN PASO ATRÁS.

PD un abrazo a mis nietos y a todos los niños que son y han sido víctimas inocentes de insensibilidad y avaricia de unos empresarios sin escrúpulos

ESPARTANOS Y ESPARTANAS NI UN PASÓ ATRÁS.
Concha.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − 7 =