Señores diputados, he pronunciado mis últimas palabras en este debate. Perdonadme si os molesté, considero que es mi convicción la que habla; que ante un ideal lo defendería hasta la muerte; que pondría, como dije ayer, la cabeza y el corazón en el platillo de la balanza, de igual modo Breno colocó su espada, para que se inclinara en favor del voto de la mujer, y que además sigo pensando, y no por vanidad, sino por íntima convicción, que nadie como yo sirve en estos momentos a la República española. De este modo terminaba Clara Campoamor su intervención, en el Pleno del Congreso, sobre el sufragio femenino 1 de octubre de 1931.

Yo preparando esta pregunta he llegado a la conclusión de que a usted el informe de los letrados le trae sin cuidado, pero como usted maneja la prosa de Lope con destreza he estado reflexionando sobre la expresión que utilizaría usted. Tiene varias opciones: me importa un comino, me importa un pimiento, me importa un huevo, me importa un rábano o me importa un pepino”.

“Incluso tiene usted otras fórmulas más directas: me la trae floja, me la suda, me la trae al fresco, me la pela, me la refanfinfla e, incluso, he encontrado una si los señores de la bancada del PP que acaban de insultar a un compañero mío me permiten terminar, que creo que se adapta perfectamente a su estilo: me la bufa.

De esta forma intervenía Pablo Iglesias Turrión en la Sesión de Control al Gobierno del 22 de marzo. “me la trae floja, me la suda, me la pela”. Nada que ver la intervención de una y del otro. Comprendo que no es la misma época, que a lo mejor la importancia del tema tampoco era la misma, incluso que no se le puede pedir al señor Iglesias Turrión la profundidad de Doña Clara Campoamor, entiendo que quizás no se le pueda ni pedir la convicción que ella tenía. Lo que sí deberíamos pedirle, como mínimo, es un poco más de respeto al foro en el que habla. Y no lo digo por sus compañeros o rivales de escaño. Me refiero al respeto que se le debe a quien le vota a uno, al respeto debido a la ciudadanía, más aún cuando se la representa.

Oiga mire, soy una persona normalísima, como esas que dicen ustedes representar. No formo parte de la casta, ni de la trama. No le voté, es cierto.

Hay una cosa que la gente como yo, normalísima, tenemos meridianamente claro. Una cosa tan sencilla como que “me la bufa” es un comentario que puede encajar cuando se está hablando en un bar sobre el resultado del partido de futbol del fin de semana, pero que cuando se trata de defender cosas seria, se usan argumentos y se huye del lenguaje tabernario y del exceso de testosterona. Por dos motivos, el primero es que en una sesión de control del Gobierno se entiende que las preguntas no son baladíes y que a los ciudadanos y ciudadanas nos interesa la respuesta. Más aún si se refiere al uso que hace el Gobierno de su capacidad de veto. Por aclararnos, el veto impide que salgan adelante proposiciones de la oposición, necesarias y muchas de ellas de calado. Por tanto no estaba usted preguntando sobre el tiempo, ni sobre cómo había quedado el Barça en la Champions.

En segundo lugar porque el lenguaje y lo que se dice importa, fundamentalmente porque el tiempo que usted tiene para intervenir es limitado y el que ha gastado en la perorata lo podía haber utilizado en un jaque mate dialéctico, en arrinconar a un gobierno que se atrinchera detrás del veto presupuestario.

Me da la sensación que a quien se “la bufaba” era a usted, que lo que buscaba era una vez más la provocación. Oiga, eso lo ha conseguido, ha vuelto a llenar titulares por hacer una intervención “inédita” en el Congreso. Una lástima que el titular no haya sido una brillante réplica llena de argumentos.

Huir del adorno innecesario, no tiene que ver con descender la política a la taberna de la esquina. Es cierto que la sociedad ha cambiado, que la política y la comunicación también. La gente demanda que le hablen claro, pero una cosa es defender lo que se piensa con claridad, sin circunloquios y otra muy diferente es perder el tiempo haciéndose el graciosillo de la clase. Salga usted a la calle y compruebe cuántos usamos ese tipo de lenguaje cuando defendemos cosas que nos importan.

Como decía George Herbert: Mejor que levantar la voz, reforzar el argumento.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

21 Comentarios

  1. Las palabras del diputado Iglesias, pueden herir a algunos oidos, pero a mi me parece que las mentiras y los desprecios de otros muchos diputados, hacen bastante mas daño a la forma de vida de muchos ciudadanos y a los sentimientos, como por ejemplo los presupuestos con un techo de gasto ya establecido, eso si me preocupa y no veo muchas criticas sobre ello.
    Yo tampoco vote a Iglesias

    • no puedo estar mas de acuerdo contigo, pedro santamaria

      con perdón xk se q la crítica se va a empezar a condenar… pero como de momento no, sólo decir q la periodista “imparcial” y “objetiva” q escribe esto, la semana pasada hizo una oda a la sultana…

  2. La forma vale más que el contenido en esta edad de la pos-verdad, claro. Lógico. Que me digan a mí que Rajoy no se pasa al país for el forro de sus… sería una mentira, ¿verdad? Pero eso no importa

  3. Mujer, mejor en las tabernas que en los Palacios con coche oficial, pension completa pagada por todos dónde se establecen negocios de armas, de saqueo a áfrica y de injusticia social! ¿no crees?
    Y salvo alguna enfermedad, pecas y poco pelo, soy normal, normalísimo también.

  4. Ya no cuela querer vender la imagen de un Pablo iglesias chulo y radicalizado….El rollito del respeto al parlamento(¿ha visto y escuchado esta señora lo que ocurre en el parlamento inglès?)como que tampoco cuela,pero vamos,sabiendo que es una incondicional(no se de què)de la gran enbaucadora y sultana de andalucia creo que con eso està todo dicho.
    ¿Sabeis que es lo peor de todo?Que nos siguen tratando como tontitos,y lo que es peor aùn,nosostros se lo permitimos.
    Recuerde esto, y digaselo a queridisima Sultana la cateta de triana:Lo primero no es España,lo primero son su gentes, que son lo que hacen patria.A lo que ustedes llamais el bièn de España,no es màs ni menos que la cuenta de beneficios de los banqueros y sus plebeyos…por favor señora,no nos tome más por tontos.

  5. La semana pasada esta señora que escribe en diario 16 se despachaba con una Oda pueril sobre Susana Diaz vendiendonos sus grandezas que sonrrojaria hasta al más lameculos del reino y ahora nos viene con este articulo descalificando a Podemos y Pablo Iglesias, ya reconoces que tú no le votas , yo sí y por eso me representa y dice las verdades del barquero sin tapujos ni con prosa como a esta ABOGADA le gustaria NO es NO pero bueno sola la puntita y me ABSTENGO. Desde que se fue de la dirección del periodico Cristina Fallarás como ha cambiado la linea editorial, si quiero leer alguna sandez y hecharme unas risas sobre Podemos me voy al original que es inda no a una copia barata.

  6. Que respeto se puede tener a una sala, haga las funciones de Parlamento,o no, cuando en ésta, diputados decentes tienen que cohabitar con consumados corrütpös? El actual Presidente de éste Gobierno és, cuanto menos, un encubridor de la corrupción y saqueo de las árcas públicas perpetrado, tambien, desde ése Parlamento.
    Pablo Iglésias ha dicho una verdad y, Rajoy, no merece mejor trato.

  7. OTRA LICENCIADA MAS DE NO SE QUE ¡¡ MENOS MAL QUE NO ES PERIODISTA ¡¡ PODIA SER , Y PODRIA PEDIR AMPARA A LA SEÑORA ESA QUE REPRESENTA NO SE QUE DE LA PRENSA, DONDE DICE QUE PODEMOS COACCIONA A LOS “PERIODISTAS” .
    OTRA LICENCIADA-O , OTRA EXPECIALISTA DE POLITICA , OTRA MAS DE LOS MUCHOS QUE HAY EN ESTA NACION DE NACIONES ¡¡, CADA DIA LEO MENOS PERIODICOS ¡¡ , LIBROS HACE MUCHO QUE NO LEO ¡¡¡, OBSERBO LAS ESTRELLAS Y ME DICEN MUCHAS COSAS MAS INTERESANTES QUE LO QUE ME DICEN LOS MEDIOS DE COMUNICACION INTERVENIDOS POR LOS BANCOS Y MECENAS VARIOS , COMO FUNDACIONES ….Y OTRAS PERLAS MAS….
    TODA ESTA GENTE , ME LA BUFA , ME LA TRAE FLOJA ¡¡, YA DESDE HACE MUCHO TIEMPO¡¡
    NO CREO EN EL PERIODISMO CIENTIFICO , NI EL DEPORTIVO, NI EN EL POLITICO , NI EN EL SOCIAL , NI EL ECONOMICO , NI EN EL REPORTERISMO…. ES UN PERIODISMO DE “MIERDA”….
    PUESTO QUE NO CREO EN EL PERIODISMO , NO CREO EN DIOS, NI CREO EN LOS PERIODICOS QUE SALEN DICIENDO QUE PODEMOS ES EL DEMONIO DE LA POLITICA ¡¡¡
    EL PERIODISMO ESPAÑOL DE DERECHAS Y FACHA ME LA BUFA ¡¡¡
    REPUBLICA Y PODEMOS ¡¡

    • Paco ya se ve que no lees. A donde Quijote, de tanto leer (y de tan poco comer) se le secó el cerebro. A ti, Paco, te pasa lo mismo, pero al revés; de tan poco leer, ni libros ni periódicos, ‘observas” con ‘B” de burro y bebes los vientos por ese monumento al oportunismo que es Podemos.

  8. Pero resulta que a mi como votante de Unidos podemos, no sólo no me falta respeto alguno, sino más bien al contrario, me siento muy bien representado como pueblo llano, es más, ese lugar que tanto ensalzais, si deja mucho que desear, en cuanto su componente. Ahí te puedes encontrar desde ladrones a traidores de la palabra dada a sus votantes. Pero eso si, aparentemente muy políticamente correctos y en algunos casos haciendo dejación de sus obligaciones, delegando en vírgenes de toda índoles o imponiendo medallas a figuras de barro aún a sabiendas de que la constitución que tanto dicen defender, nos proclama estado aconfesional. Así que por favor un poco de decencia periodística, que a lo que se ve está más al servicio de una idea o casta.

  9. Estafanía Suarez ama las bellas palabras, rinde culto al discurso ornado de florituras y le atormenta que Iglesias hable con el lenguaje del español del siglo XXI. ¡Que pena tanto progresista sesteando en el siblo XIX! ¡Despieta, Estefanía! Sal a la calle y escuchar el lenguaje de tu pueblo.

  10. Bienvenidos al periodismo rancio de mesa camilla franquista. Comparar a Clara Campoamor con Iglesias sin solución de continuidad, sin lo que decía Blas Piñar, Idígoras, Fraga, Carrillo o Villalobos. Como comparar su artículo con Larra, vamos.

  11. Pero vamos a ver…tan difícil es reconocer que pudo decir lo mismo pero con mucha más educación y respeto? Cuando además hablamos de una persona que puede decir lo que quiera, pero tiene la piel finísima cuando a quien insultan es a el.

    • Eso es lo que estos periodistas y el sistema nos quieren hacer creer de PABLO IGLESIAS.
      Para todas aquellas personas, que al parecer le han calado la imagen que nos quieren vender de Pablo, solamente les invito a que vean algo del parlamento màs antiguo del mundo,El parlamento inglès,Y tal vez luego se piensen màs lo que dicen….¿Como se puede ser tan elegante hablando cuando España està totamente arruinada y el gobierno y sus plebeyos robando y tratandonos como si fueramos tontos?Lo siento,la elegancia es para la poesia y el vestir.Para las injusticias ya sabemos…..

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × cinco =