El Congreso ha respaldado hoy que comience a tramitarse la proposición de ley del Grupo Socialista para que se reforme el Estatuto de los trabajadores para obligar al empresario a registrar la jornada diariamente, “iniciativa que se hace imprescindible”, ha defendido la portavoz de Empleo, Rocío de Frutos, después de la sentencia del TS que absolvía a Bankia de llevar el control horario de sus trabajadores (del 23 marzo STS 246/2017).

En su intervención en el pleno, Rocío de Frutos ha comenzado reclamando el “trabajo decente”, advirtiendo de que la falta de registro de jornada y la realización de horas extraordinarias no pagadas “son una de las vías de devaluación salarial”, porque “trabajar más tiempo cobrando menos incrementa la precariedad”. También ha alertado de la influencia en la desigualdad entre hombres y mujeres, porque un exceso de jornada derivado de la falta de control “aumenta las dificultades para conciliar la vida laboral y familiar y con ello de forma simultanea la incidencia en la brecha salarial y el retroceso en la tasa de empleo y actividad femenino”.

Para la portavoz socialista de Empleo afirma que la falta de control de las horas extras “dificulta la posibilidad de generar puestos de trabajo, pues se desarrolla una actividad empresarial ‘a coste cero’ que debería ser realizada por más trabajadores que se incorporarían al mercado de trabajo”. Afecta también a la caja de la Seguridad Social y a la financiación de las pensiones y prestaciones, porque “el exceso de horas realizadas y no registradas no pagadas, o incluso pagadas en B, reduce la cotización a la seguridad Social”. Además, las largas jornadas de trabajo tienen repercusiones evidentes en el ámbito de la prevención de riesgos laborales, no solo en cuanto accidentabilidad, sino que también es uno de los factores de riesgo psicosocial.

“Una de las denuncias más frecuentes y con peores resultados en Inspección de Trabajo ha sido tradicionalmente la relativa al exceso de jornada”, ha subrayado

Una de las circunstancias que han incidido en esa dificultad de control por parte de la Inspección de Trabajo, en las dificultades de reclamación por parte de los trabajadores, ha sido la ausencia de una obligación clara en el Estatuto de los Trabajadores de la obligación de registro por parte de la empresa”, dijo, recordando jurisprudencia anterior a la sentencia del TS sobre Bankia. “Desde el 2015 era doctrina jurisprudencial asentada, que el registro de jornada diaria era obligatoria, se realizaran o no horas extraordinarias”, ha subrayado, “Son los Convenios Colectivos de sector o de empresa, los que suelen regular las obligaciones de registro de jornada, por lo que es necesario reconocer su prevalencia a la hora de determinar la forma en que se materializa esta obligación”, ha subrayado también la portavoz de Empleo.

“Otro de los aspectos que es preciso reforzar a los efectos de garantizar la realización de la jornada legal o pactada, es reconocer expresamente el derecho del trabajador a la distribución regular de la jornada”, ha añadido en la defensa de la iniciativa socialista, además de la conservación de los datos de registro de la jornada durante cuatro años.

Y “modificar también el Texto Refundido de la Ley de Infracciones y Sanciones en el Orden Social, para clarificar que la falta de registro de la jornada no es una mera infracción formal o documental, sino que tiene un carácter esencial en la regulación del tiempo de trabajo, por lo que su incumplimiento debe ser una infracción grave”, ha añadido de Frutos.

Si creen en el trabajo decente, en la conciliación, la igualdad laboral, la creación de empleo, la salud y prevención laborales, no tengo ninguna duda de que van a apoyar esta iniciativa”, ha concluido la portavoz de Empleo, invitando a todos los grupos a respaldar la iniciativa socialista.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × cinco =