El negociador jefe de la Unión Europea (UE) para el Brexit, Michel Barnier, aseguró este lunes que Bruselas y Londres han alcanzado un acuerdo sobre el periodo de transición de unos dos años una vez que el Reino Unido abandone la UE en marzo de 2019. “Hemos alcanzado un acuerdo sobre el periodo de transición”, declaró el político francés durante una rueda de prensa posterior a la última ronda de negociación entre las dos partes.

Así,el Reino Unido pagará la factura de salida, aceptará casi el 100% de las demandas de la UE sobre los derechos de los ciudadanos europeos y asume que para evitar fronteras duras tendrá que dar a Irlanda del Norte un estatus especial. A cambio tendrá un periodo de transición entre marzo de 2019 y diciembre de 2020, pero será también casi a la medida de los 27, sin derecho a voto ni veto y con el único consuelo de poder quedar al margen de determinadas políticas que se aprueben durante esos 18 meses si está en desacuerdo con ellas.

Reino Unido parece resignada a acuerdos en el último minuto, siempre sobre la bocina, días o incluso horas antes de cada cumbre europea. Ocurrió así a finales de año y de nuevo esta semana, pues los jefes de Estado y de gobierno de los 27 se reúnen jueves y viernes en Bruselas y en la agenda está puesta en lugar destacado la aprobación del nuevo paquete de directrices para la negociación de la relación comercial entre ambos bloques.

En declaraciones realizadas después de que los negociadores de la UE se reunieran con enviados de los otros 27 países miembros, el negociador de la UE, Michel Barnier, dijo que se había alcanzado un acuerdo sobre los textos finales en relación a los derechos de los ciudadanos expatriados y un acuerdo financiero. No estaba totalmente claro si los líderes de la UE respaldarían, como desea Reino Unido, un texto definitivo sobre la transición el viernes.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 + 1 =