”Ni una sola mujer asesinada por maltrato nunca más”. Así lo ha reclamado el Presidente de la FEMP, Abel Caballero, durante su intervención en el acto de entrega de los Premios correspondientes a la VI Edición de las Buenas Prácticas Locales contra la Violencia de Género, una acto que ha contado con la presencia y protagonismo de la Vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, y en el que se ha entregado un total de trece premios y menciones especiales y un reconocimiento más a la Comisión para la Investigación de Malos tratos a Mujeres.

Ese clamor sigue formando parte de nuestra forma vital de entender la política, en aquello tan extraordinario que son los derechos, la cercanía y la atención a las mujeres. Agradeció la sensibilidad del Gobierno, que ha incorporado a los municipios la competencia contra la violencia de género “por primera vez desde 1985 que los Ayuntamientos recibimos una competencia con la financiación” para luchar contra las violencias machistas.

Los electos locales “queremos seguir haciendo ese planteamiento continuo contra las violencias machistas”, reconociendo en las Buenas Prácticas el compromiso vital en torno a la igualdad y contra la violencia de género, “que sepan los maltratadores que en la lucha contra las violencias machistas siempre van a tener delante a todas las alcaldesas y Alcaldes, Concejalas y Concejales y a todas nuestras ciudades”. Caballero recordó lo que desde la FEMP se viene diciendo desde hace meses, “las Entidades Locales somos la primera línea de la lucha contra la violencia de género”, y pidió que “el grito de las violencias machistas no se vuelva a repetir sin que haya 47 millones de españoles y españolas rechazándolas y maldiciéndolas”.

 

Garantes de la libertad y la seguridad de las mujeres

Para la Vicepresidenta del Gobierno, y Ministra de Igualdad, Carmen Calvo, los Gobiernos Locales son los que mejor han entendido que “vuestra responsabilidad es garantizar la libertad y seguridad de las mujeres”. Trabajar contra la violencia es trabajar por la igualdad y por todos los valores democráticos. “Cuando luchamos por la igualdad y contra la violencia de género, construimos democracia desde la dignidad”, subrayó, y añadió que “la democracia se construye de abajo a arriba y los Gobiernos Locales sois necesarios para garantizar derechos y libertades”.

Calvo finalizó su intervención señalando que “el machismo es incompatible con la democracia y las mujeres aspiran a la libertas en un país del Siglo XXI”, y aseguró que “somos un país valiente y decidido que lucha incansablemente por la igualdad entre hombres y mujeres, contra unas tragedias incompatibles con la dignidad y la democracia”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × 5 =