Después de la balsámica goleada en Chipre no parecía haber mejor rival en el Bernabéu que este Málaga que llegaba virgen en puntuación en todas sus salidas. Cuestión que, visto lo visto, no resulta extraño porque Michel presentó un esquema en el que la palabra miedo al rival no tenía cabida.

De ahí que a los veintiún minutos ya se vieran goles en el marcador. Y ninguno de Cristiano que fue quien más y mejor remató a la portería muy bien defendida por Roberto con varias paradas de mérito.

Del luso fue el brillante cabezazo que acabó en el palo y cuyo rechace fue tranquilamente aprovechado por un Benzema que parece recuperado con respecto a pasadas jornadas. Pero las alegrías duraban poco.

Tras un clamoroso fallo defensivo de Kroos los malacitanos no desperdiciaron el regalo empatando Rolan. Los festejos apenas le duraron tres minutos porque Casemiro, con un contundente cabezazo volvía a poner en ventaja a su equipo.

Un primer tiempo que sin ser un homenaje al gran fútbol si permitió mantener entretenidos a todos los que lo presenciaron. Aunque vaya en contra de sus intereses, de momento, siempre se agradece ver a equipos como el Málaga que no quieren saltar al campo ya derrotados.

Un equipo que no conforme con eso, en la continuación le puso las cosas muy complicadas a un Madrid que iba desapareciendo según pasaban los minutos. Por eso resultaba hasta lógico que los  visitantes empataran. Cosa que logró el Chori Castro con la inestimable colaboración de un Casilla que desaprovechado la ocasión de discutir la titularidad a Keylor Navas.

El Bernabéu definitivamente ya desconfiaba de los suyos. Porque los madridistas eran incapaces de hacerse con el mando del partido. Que podía resultar tremendamente negativo para sus intereses en la Liga.

Así las cosas, el empate era el resultado que más se podía esperar. Pero en una jugada tonta de la defensa visitante llegó el penalti a Modric. Para dar idea de lo complicado que le está resultando a Cristiano el gol basta decir que materializó la pena máxima tras aprovechar el rechace de Roberto. El Madrid salva los trastos pero derrota al Málaga sin convencer.

 

 

 

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

nueve + 15 =