La Fiscalía Provincial de Madrid pide el internamiento durante doce años en un centro adecuado de Alicia Ramos Rupérez a fin de que sea sometida a un tratamiento psiquiátrico como pena por el asesinato de su hijo de dos años de edad a quien asestó en su propio domicilio 67 puñaladas. En el momento de producirse los hechos la acusada tenía “gravemente” afectadas sus facultades intelectivas y volutivas (relaciones entre su hijo y ella) aunque “sin llegar a anularlas” a consecuencia de un trastorno psicótico no especificado. Por ello solicita que se le aplique la eximente incompleta de enajenación mental.

En su escrito de acusación la Fiscalía sostiene que el 5 de septiembre de 2014 la acusada, “aprovechando la circunstancia de que el niño no podía defenderse por su corta edad”, le ató los pies con una cuerda y a continuación rodeó la cabeza y el cuello con una cinta de embalar. “Con la intención de acabar con su vida” –añade el representante del Ministerio Público- cogió un cuchillo de la cocina y asestó a su hijo 67 puñaladas en el abdomen e ingles.

Además, la madre rodeó el cuello del niño con un cordón naranja y con el cable del cargador del teléfono móvil y apretó también con el ánimo de matarle. A consecuencia de las agresiones el menor sufrió un “shock hipovolémico posthemorrágico consecutivo a heridas por arma blanca y asfixia mecánica secundaria a estrangulación y sofocación”, que le produjo la muerte.

El juicio comenzará el próximo lunes en la Sección Sétima de la Audiencia Provincial de Madrid, a partir de las 10.00 de la mañana.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

  1. “La mujer asestó al joven de 12 años 67 puñaladas.”
    “…como pena por el asesinato de su hijo de dos años de edad…”

    Una de los dos no es correcta.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 × 5 =